martes, 29 de abril de 2008

La paradoja del marketing

La ficción: 1 - La realidad: 0



Rebeca Rus escribe una dedicatoria después del evento.

Esta tarde a las 19 horas se ha presentado Sabrina: 1 – El mundo: 0, la primera novela de Rebeca Rus. Ha sido en la sala Ámbito Cultural de El Corte Inglés en la calle Serrano, 52. Carmen Garijo, subdirectora de la revista Glamour, se ha encargado de esta presentación.

Desafortunadamente dicha presentación ha dejado mucho que desear. Un representante de El Corte Inglés hizo una introducción de la cual poco nos pudimos enterar los que allí estábamos pues no se le entendía casi nada y lo poco que se podía traducir no decía mucho ni de la persona hablante ni tampoco de la escritora. Hasta incluso reconoció que no se había leído el libro (eso ya nos dimos cuenta antes de su confesión) y para colmo se queda tan tranquilo afirmando que tiene "tablas para levantar este evento" cuando la realidad dista muchísimo de su percepción.

La segunda intervención fue la más breve y la mejor. Intervino una representante del sello editorial Esencia de Planeta. Fue un descanso para nuestros oídos y mentes: se entendía lo que decía y además era coherente.



Un momento del evento.

A continuación, Carmen Garijo dio comienzo a su actuación: parecía que se había leído el libro e hizo comentarios. Después leyó unos folios y aguantamos como pudimos. Cuando hablaba, las frases las terminaba con los tonos siempre hacia arriba (como se hacen las preguntas) y su lectura no aportó gran cosa y además nos aburría, aunque, algo bueno tenía que tener, sí recuerdo que hizo especial hincapié en la desigualdad salarial entre hombres y mujeres.

Rebeca Rus, por su parte, participó activamente durante toda la presentación y nos contó sus primeras impresiones cuando entró a trabajar en una agencia de publicidad. También confesó, contestando a Carmen Garijo, que Sabrina, el personaje protagonista del libro, se parecía a ella físicamente (las dos son bajas y no son rubias de bote ni se parecen a las modelos) pero que se diferenciaban en que Sabrina era muy alocada.

En resumen, hoy se ha dado una paradoja más en la vida cotidiana. La presentación de la novela, una parte más del proceso de marketing, ha sido un desastre, hecho que lo pueden confirmar las 8 personas que salieron de la sala antes de terminar el evento. Personas que se dedican a la publicidad no han sabido vender el libro. Sabrina: 1 – El mundo: 0 es mucho mejor de lo que han dado a entender: es entretenida, divertida, con toques reales y que relata el trabajo que se realiza en una agencia de publicidad así como el proceso que sigue Sabrina para madurar.

© Cristina Fuster Bertrand

No hay comentarios:

Te puede interesar leer...

La canastilla del bebé y de la mamá

Prepárate para un día tan especial Si estás embarazada, éstas son unas recomendaciones que te hago para que preparar la maleta que lle...