El calor de la noche de Sylvia Day


El amor transforma a las personas


El 22 de noviembre informé sobre este libro y en esta entrada del blog espero que sepáis un poco más de dicha obra.
El calor de la noche de Syvia Day

Título: El calor de la noche

Autora: Sylvia Day

Connor Bruce salta al plano mortal para informar a su amigo Aidan Cross sobre el espectro contra el que ha luchado. Llama a la puerta de Lyssa Bates, la novia humana de Aidan, pero quien le abre es Stacey, su empleada en la clínica veterinaria y amiga. La atracción entre ambos es evidente.

Mientras tanto, Aidan y Lyssa están en Méjico. Él tiene un trabajo que consiste en conseguir antigüedades. Bajo esa tapadera viaja por el mundo tratando de encontrar los artefactos de los que hablan los libros "que tomó prestados indefinidamente" del Templo de los Ancianos.

Pero el peligro acecha para los cuatro ya que los Ancianos han enviado a ciertos seres al plano mortal.

¿La atracción de Connor y Stacey se convertirá en una relación estable o será algo esporádico? ¿Podrá Aidan quedarse con Lyssa?


El calor de la noche es la continuación de la novela Los placeres de la noche. Se enmarca, según la página web de Sylvia Day, en el género romántico y subgénero de fantasía y paranormal. En España ha sido catalogada como erótica porque la historia contiene mucho sexo explícito.

En este libro, al igual que la primera parte, los lectores encontrarán acción, sexo y amor romántico.

El prólogo comienza con un nudo de acción y haciendo un resumen del tema importante del anterior libro:



Durante siglos, él y todos los miembros de su grupo, habían buscado al Soñador de quien se había vaticinado que vendría a su mundo a través del estado de sueño y los destruiría. El soñador que les vería tal como eran, no como el producto de una fantasía nocturna, sino como seres reales que vivían en el Crepúsculo, el lugar en el que la mente humana sucumbe al sueño.

Pero Connor ya conocía a la infausta Llave y no se trataba de ningún espectro de aniquilación y muerte.

(...)

El primero que la había encontrado había sido el capitán Aidan Cross, un guerrero legendario y el mejor amigo de Connor. La había encontrado, se había enamorado y fugado con ella al plano mortal.

El sexo y la atracción sexual, está en muchos de los capítulos.

- Bájate los pantalones.

Stacey los agarró por la cintura y se los bajó hasta las rodillas, conteniendo las lágrimas. Se estiró hasta la encimera de granito de la barra de desayuno para coger la cartera y sacar una tira de condones que había comprado una semana antes. (...) Connor tenía un buen paquete, circunstancia que la hacía ponerse más húmeda y mostrar menos resistencia.

Y, como no, el amor romántico se halla muy presente.

- ¿Lo echas de menos? -le preguntó suavemente- ¿El Crepúsculo?

Y sintió en su piel la curva de la sonrisa de Aidan.

(...)

- Echo de menos el absoluto silencio algunas veces y la familiaridad de mi casa, pero sólo porque quiero llevarte allí. Quiero estar contigo en algún sitio privado, en algún sitio seguro. Donde el tiempo no sea una preocupación y pueda acabar con cualquier ruido. No quiero oír nada excepto a ti... los sonidos que emites cuando estoy dentro de ti.

- Eso sería estupendo. -Lyssa respiró hondo y le rodeó la delgada cintura con sus brazos, envolviéndole también con su amor.

Durante toda la historia se desarrolla no sólo el tema de acción y el plano amoroso de los personajes, sino también su psicología. De esta forma el lector descubre un poco más a los personajes.

Aidan era el aventurero. A Connor le gustaba su vida bien definida.

Me ha gustado el desarrollo de los personajes pues poco se sabía de ellos. Además la trama se va complicando e involucra al lector / espectador en los devenires de los cuatro personajes.

Para los que queráis tener una referencia, esta obra no está cargada del erotismo constante que podéis encontrar en "Falsas apariencias" de Noelia Amarillo ni en "Pídeme lo que quieras" de Megan Maxwell o "Cincuenta sombras de Grey" de E. L. James. Es más del estilo de "Bad Girl" de Maya Reynolds.

Recomiendo El calor de la noche de Sylvia Day a las personas que les gusta la literatura romántica, con escenas de sexo (lenguaje claro y directo) y diversos nudos de acción. El final, al igual que en Los placeres de la noche, deja con ganas de saber qué ocurrirá Aidan, Lyssa, Connor y Stacey.

Otros títulos de Sylvia Day:
  • - Los placeres de la noche
  • - No te escondo nada
  • - Reflejada en ti
  • - Atada en ti


© Cristina Fuster Bertrand



Comentarios

Entradas populares de este blog

Libros en Internet

Pasta con tomate y cebolla